Noticias

Otro error del gobierno retrasa la puesta en marcha del punto de encuentro familiar en Orihuela

“Hacer realidad los anuncios del gobierno en Orihuela siempre sale tarde y caro. Han pasado tres años y tres concejalas del PP y lo único que han conseguido es pagar un año de alquiler del local para punto de encuentro familiar sin poder usarlo porque no cumplía los requisitos que establecía la Generalitat” afirma la edil María García.

La concejala del PSOE María García ha salido hoy en rueda de prensa para exponer la “mala gestión” que se ha realizado por parte de la concejalía de Igualdad con el punto de encuentro familiar que hace tres años se anunciaba el alcalde y la entonces concejala Sabina Galindo, y la realidad es que a día de hoy sigue sin funcionar en el municipio.


Este hecho viene dado según la concejala del PSOE María García por “un trabajo mal hecho y por la falta de trabajo de las responsables de Igualdad”. En 2018 la Generalitat se disponía a ampliar la red de puntos de encuentro familiar con 11 nuevos centros, uno de ellos en Orihuela y cuyo objetivo era y es descongestionar los centros de Elche y Torrevieja. Para ello la Generalitat establece que debe tener al menos una recepción; dos salas de espera; una sala amable, amplia y luminosa; dos despachos para uso profesional; una sala polivalente, un espacio que disponga de fregadero, microondas y nevera y dos baños, uno de ellos con cambiador para bebés y accesible.


Según García, el gobierno anunció que la apertura definitiva de este espacio se preveía a finales de 2018 o principios de 2019, sin embargo llevamos 3 años de retraso, “es difícil entender que se falle el algo tan básico, porque Orihuela solo tenía que poner a disposición, para la prestación del servicio, pero el pliego de condiciones del contrato no estableciera como obligatorio para el arrendamiento el hecho de que el local dispusiera ya de la estructura y distribución precisa para el destino al que iba a ser dedicado”.


Es por esa razón por la que afirma la socialista, “a pesar de que el local se alquiló en enero de 2020, todavía no se ha podido destinar para su uso, al no estar adecuado para ser “punto de encuentro familiar, es decir que hemos pagado más de 27.000€ sin que ninguna familia haya podido utilizarlo, ni los usuarios de Orihuela, ni de los 20 municipios que se supone iban a beneficiarse de este servicio”.


En todo este tiempo, lo único que no ha cambiado y sigue intacto, según la concejala, es el compromiso de la Generalitat porque Orihuela y la Vega baja cuenten con este espacio neutral para que los menores y sus familiares puedan tener una relación familiar. Pero estos errores del gobierno, “cuestan caros a la ciudadanía, porque una vez más, este problema se va a resolver pagando con el dinero de todos, porque el 2 de marzo de 2021, pasaba por junta de gobierno, la modificación del contrato del local que permite que el arrendador ejecute las obras precisas con la colaboración del ayuntamiento, 70.000€, de los cuales más de 21.000€ pagará el propietario del local y más de 48.000€ el ayuntamiento, más la licencia de obra. Pero además esto supondrá un incremento del alquiler en más de 800€ mensuales, y ahora pagaremos por el alquiler más de 3.000€ al mes y todo ello sin que aún se haya puesto en marcha el servicio”.


La edil concluye asegurando que “no se puede hacer peor, 3 años y tres concejalas distintas del PP y han sido incapaces de hacer realidad un punto de encuentro adecuad” además la Generalitat tiene previsto dotarlo con 9 profesionales para atender las necesidades de las familias de Orihuela, por eso la edil insiste en que “se agilicen las obras y se dejen de fotos y anuncios y trabajen más para el bien de la ciudad”.

Lo último: